lunes, 19 de enero de 2015

"La 'Oración Silenciosa' sigue viviendo". Por Geoffrey Hoppe


Por Geoffrey Hoppe
Articulo de la Revista Shaumbra Enero 2015
Traducción: Héctor Santos Ramallo



Linda y yo hemos estado en modo hibernación en las últimas semanas. Hemos disfrutado la temporada de unas tranquilas vacaciones, de las luces y los adornos navideños, y de la tormenta que llegó a Colorado, el otro día, cubriendo todo con una manta de pura nieve blanco de Navidad.

En esta época de invierno profundo he tenido la oportunidad de reflexionar sobre las actividades y los cambios de 2014.
El otro día de repente pensé en La Oración Silenciosa, originalmente canalizada de Tobías alrededor de 2002. Sonreí al recordar cómo la Oración Silenciosa llegó a ser. Yo estaba tratando de salir corriendo por la puerta a una cita cuando de repente apareció Tobías. Traté de ocultar mi leve irritación cuando dijo que quería que escribiera algo para él, pero obligado me senté en mi escritorio con papel y lápiz, listo para tomar el dictado.
Una vez que las palabras de Tobías llegaron rápidamente me olvidé de mi cita y me perdí en la belleza de la oración. Leí La Oración Silenciosa en el siguiente Shaud, y rápidamente se volvió viral cuando la gente la tradujo y la transcribió. Desde entonces ha aparecido en todo el mundo, incluyendo muchas web de la Nueva Era, indígenas, cristianas y sitios alternativos, en numerosos libros y blogs, en YouTube, Facebook... y la lista sigue y sigue. Extraoficialmente hablando, creo que es el mensaje de mayor distribución del Círculo Carmesí de cualquier cosa canalizada por Tobías o Adamus a lo largo de los años. Cuenta con una sencillez y claridad que va más allá de las barreras religiosas y espirituales.
Yo no había pensado en la oración silenciosa en mucho tiempo, pero el otro día de repente me vino de la nada. Ésta, literalmente, cayó en mis pensamientos mientras yo estaba en mi tractor, barrenando 40 cm de nieve del camino con temperaturas bajo cero. "¿De dónde vino eso?", Pensé para mí mismo. En un momento estaba concentrado en el tractor y la nieve, y a continuación, al momento siguiente estaba totalmente rodeado de la esencia de la oración silenciosa. Hmmm. Más tarde esa noche me detuve a ver La Oración Silenciosa en el sitio web del Círculo Carmesí. Habían pasado años desde que la leí. Ahora, sentado aquí en este tiempo de silencio al final del año, en unas vacaciones mágicas, con una copa de vino en la mano y fuego en la chimenea, leí lentamente La Oración Silenciosa. Luego la leí de nuevo, y otra vez. Me di cuenta de lo que el Círculo Carmesí ha llegado a ser en los últimos 15 años, La Oración Silenciosa es un clásico “fuera de tiempo”. Y es aún más significativa de lo que fue en 2002.
Sentí el amor y la compasión de Tobías cuando leí sus hermosas palabras. (A los pocos días tuve un encuentro con Tobías, sólo mi segundo contacto con él desde que salió en 2009. Pero eso es una cuestión totalmente diferente.) La Oración Silenciosa se trata de permitir, uno de los temas prioritarios de Adamus con Shaumbra este año. Se trata de ser atemporal, otro de los temas candentes de Adamus. La Oración Silenciosa es todo acerca de Kasama, descrito por Adamus como "el destino del alma; la realización del alma eterna en el futuro, incluida su iluminación, ya está aquí”. Increíble... es exactamente de lo que se trata La Oración Silenciosa.
¡Ya está aquí! Somos seres eternos que viven en la ilusión de un tiempo lineal y una realidad física. Creemos que tenemos que trabajar duro para conseguir cosas en nuestra vida, ¡incluyendo la iluminación espiritual. Creemos que tenemos que "hacer que suceda" en lugar de entender que ya existen todos los potenciales, y sólo tenemos que "permitir" lo que queremos experimentar en nuestras vidas. Creemos que partes de nuestras vidas están vacías, o al menos, menos plenas, cuando en realidad todo lo que hay ya está ahí. Sólo se necesita que sea "permitido".
Al leer La Oración Silenciosa de nuevo me sorprendí al darme cuenta de lo apropiada que es ahora más que nunca, y como yo tuve una comprensión mucho más profunda de ella ahora 12 años mas tarde. No es de extrañar que la oración silenciosa apareciera de repente en mis pensamientos el otro día. O mejor dicho, La Oración Silenciosa estaba siempre allí, esperando a ser permitida en sus significados más profundos. Me siento honrado de compartirla con ustedes otra vez a medida que avanzamos en el nuevo año, en la realización de nuestra iluminación:

*   *   *


La Oración Silenciosa es un reconocimiento de Todo Lo Que Es.

En esta oración, sé que cada oración que he expresado es escuchada por el Espíritu, y que el Espíritu me ha dado todo lo que he pedido. Es un reconocimiento de que mi alma está completa en el amor y la gracia de Dios. Es un reconocimiento de mi total estado de perfección y Ser-idad. Todo loq ue deseo, todo lo que quiero co-crear, ya está dentro de mi realidad. Yo llamo a esto 'la oración silenciosa' porque sé que mi Ser ya se satisfizo. No hay necesidad de pedir nada al Espíritu, porque ya ha sido dado.




La Oración Silenciosa


En mi corazón, yo acepto mi Ser perfecto.
Acepto que la alegría que me he propuesto ya está en mi vida.
Acepto que el amor por el que he rogado ya está dentro de mí.
Acepto que la paz que he pedido ya es mi realidad.
Acepto que la abundancia que he buscado ya llena mi vida.
En mi verdad, yo acepto mi Ser perfecto.
Asumo la responsabilidad de mis propias creaciones,
Y todas las cosas que están dentro de mi vida.
Yo reconozco el poder del Espíritu que está dentro de mí,
Y sabe que todas las cosas son como deberían ser.
En mi sabiduría, yo acepto mi Ser perfecto.
Mis lecciones han sido elegidas cuidadosamente por mi Ser,
Y ahora camino a través de ellas en la experiencia completa.
Mi camino me lleva en un viaje sagrado con un propósito divino.
Mis experiencias se convierten en parte de Todo Lo Que Es.
En mi saber interior, acepto mi Ser perfecto.
En este momento, me siento en mi silla dorada
Y se que yo soy un ángel de luz.
Veo en una bandeja de oro - el don del Espíritu -
Y sé que todos mis deseos ya se han cumplido.
En el amor de mi Ser, acepto mi Ser perfecto.
No emito ningún juicio o carga sobre mi Ser.
Acepto que todo en mi pasado se ha dado en el amor.
Acepto que todo en este momento proviene del amor.
Acepto que todo en mi futuro se traducirá en un mayor amor.
En mi Ser, acepto mi perfección.
Y así es.

Tobías, canalizado por Geoffrey Hoppe

No hay comentarios.: